Officine Maccaferri
CORPORATE
SELECT COUNTRY

Hablamos con Francesco Lipartiti

francesco-lipartiti

De India a Bélgica, de la división de Finanzas a RRHH, una carrera en cuatro continentes. Hablamos con Francesco Lipartiti, actual director de operaciones de la región ISEAP.

¿De qué se ocupa actualmente en Maccaferri?

Actualmente, desde hace aproximadamente un año, ocupo el cargo de director de Operaciones de ISEAP, una región amplia y diversificada que incluye India, el sudeste asiático y el área del Pacífico. Mi rol incluye la supervisión de las operaciones y las actividades de marketing, participación en proyectos estratégicos y de desarrollo en la región, contribuyendo también a crear sinergias entre la gestión regional, la corporate y la región. Este rol me ha acostumbrado al contacto directo con las distintas funciones de la empresa y a viajar mucho, lo que me permite contar con un conocimiento profundo de la dinámica regional, aunque la pandemia actual haya impuesto desafíos considerables implicando un esfuerzo mucho más concentrado en el frente digital.

¿Cuándo comenzó su trayectoria?

Mi trayectoria en OM comenzó en 2008 como interventor financiero para sucursales extranjeras. Al ser una persona muy curiosa, siempre he intentado aprovechar todas las oportunidades que un grupo multinacional ofrece a sus empleados. Al principio, tuve experiencias de corto a mediano plazo en el extranjero, viajando entre Sudáfrica, América del Norte, México, Grecia, Portugal, India y Nepal. Durante una visita de unos meses a la India, me enamoré del país y con casi 30 años, en 2009, me mudé a Nueva Delhi para dirigir la división de Finanzas de la filial india. Después de poco más de cuatro años, en 2014, me ofrecieron seguir un nuevo e importante proyecto de JV entre la OM y una multinacional belga; así comencé una nueva aventura en Bélgica. Tres años después, en 2017, volví a centrarme en Asia como gerente financiero de la región APAC.

OM también me permitió medirme en diferentes puestos de trabajo y con responsabilidades cada vez mayores. Durante los diversos cambios de sede, asumí diferentes roles. En India ocupé inmediatamente el puesto de director financiero, mientras que tanto en Bélgica como en Asia también pude ocuparme de la gestión de recursos humanos y continuar con mi función como responsable de Finanzas. Puestos, como el que cubro hoy, con frecuencia no existían y tenían que crearse desde cero; esta fue una gran oportunidad porque me impulsó a salir de mi zona de confort y me permitió aumentar mis capacidades.

¿Ha tenido la oportunidad de viajar mucho, ¿tiene alguna anécdota interesante relacionada con las diferencias culturales o situaciones ambientales que sean un poco extremas en comparación con su estadía en un lugar en particular?

Aún recuerdo la primera vez que aterricé en India en 2008. India es un país lleno de tradiciones y cultura que me impresionaron mucho desde el primer día que llegué. Sin embargo, al principio no tenía planes de mudarme y pensé que me iría después de los meses previstos y en cambio, ya después de un corto período de estadía, fui yo quien pidió quedarse. Para mí, la India fue una experiencia fundamental, no solo desde el punto de vista profesional, sino también por las relaciones humanas que he construido.

Otra experiencia que recuerdo con agrado fue la de Bélgica. Enfrentarme de nuevo con una cultura local y corporativa completamente nueva y tener que manejar personalmente todos los aspectos de una puesta en marcha, como lo era esta nueva JV, fue un gran desafío. Cuando llegué, empezamos realmente de cero. Fue una experiencia de 360 grados de la que aprendí mucho. Tres años después, cuando regresé a Asia, estaba muy satisfecho con mi contribución al éxito de este proyecto.

¿Cuáles son los desafíos de futuro que le esperan?

En los próximos años me veo seguramente en Asia. Todavía queda mucho por hacer y quiero quedarme donde mi experiencia de muchos años en el exterior se consolidó y donde mi know-how puede seguir contribuyendo de forma concreta con la creación de valor para el Grupo y el desarrollo de esta región con gran potencial de crecimiento para el futuro.

¿Qué le recomendaría a un/una joven que ahora está iniciando su trayectoria en Maccaferri?

En primer lugar, es muy importante conocer bien al Grupo, su estrategia, el modelo de negocio y, por tanto, tener una visión de 360 grados para aprovechar todas las oportunidades que una empresa como la nuestra puede ofrecer. OM tiene una gran tradición y una enorme base de conocimientos, que encuentra plena expresión en una gestión experta que puede apoyar a los jóvenes en su camino de crecimiento, sirviéndoles de inspiración. Además, la presencia internacional del Grupo ofrece oportunidades interesantes como la posibilidad de rotar empleados entre las distintas sedes. Esto ayuda a difundir la cultura corporativa y a crear un gran sentido de comunidad.

All Rights Reserved © Officine Maccaferri Spa 2021 P.IVA IT 02145540379